No se que pasó con Netflix este mes, pero resulta que hay dos de mis películas favoritas de los últimos años (nuevos clásicos personales digamos) y obviamente se las paso al costo, con su calificación de cinco estrellas cada una. Ya me dirán si coincidimos en gustos. Por otro lado, hay dos de las mejores películas de vampiros de los últimos años (nuevos clásicos del subgénero digamos), que por cierto es de mis géneros favoritos. Ya me dirán si coincidimos en gustos. Para cerrar el grupito de este mes, escogimos una de las mejores películas de una dupla considerada de los mejores directores de la actualidad. Es decir, este mes estamos blindados.

 

 

 

Only Lovers Left Alive

 

Director: Jim Jarmusch
Año: 2013

 

En 5 líneas esta película:

Es de vampiros

Tiene un gran elenco

Tiene buen soundtrack

Tiene referencias culturales

Puede resultar anticlimática

 

   

 

Aquellos que ya conocen al legendario director de cine independiente Jim Jarmusch ya tienen una idea de qué esperarse con esta película; esta es su mirada al sub género de los vampiros. Los que no no lo conocen: el director tiene una peculiar manera de narrar sus historias, enfocándose más en el ambiente y el carácter de sus personajes que en la pregunta dramática de lo que vemos en pantalla. A esto le sumamos que el director es también productor de música, y su música por supuesto que también es peculiar. En Only Lovers Left Alive vemos la mirada del director a cómo sería la vida de estos seres inmortales, llamados vampiros, con un enfoque particular en cómo evolucionaría su visión ante la vida con el paso de los siglos. Tal vez vivir por siempre no está tan padre como creíamos. Por cierto, la película está protagonizada por Tilda Swinton y Tom Hiddleston, por lo que no hay razón para perdérsela.

 

¿Por qué debo verla? Si me gustan las películas de vampiros y si disfruto de películas de cadencia lenta pero con atención al detalle. (play)

 

 

 

Ex Machina

 

Director: Alexander Garland
Año: 2015

 

En 5 líneas esta película:

Es de ciencia ficción

Es un thriller psicológico

Tiene un gran elenco

Es buen futurismo

Tiene escenas memorables

 

    

 

Ex Machina es una de esas raras sorpresas dónde la ópera prima de un director resulta en una producción perfecta. Empezamos por lo obvio: la historia aterriza en el género de la ciencia ficción, en el cual desde la década de los sesentas se estableció cuál era la mejor de la historia, y en los ochentas la segunda mejor. ¿Cómo entonces innovar? Pues Alex Garland decidió hacer una película de ciencia ficción prácticamente sin efectos especiales, dejándolo todo en manos del guion, y claro de su elenco estelar. El resultado es un juego de ajedrez entre tres personajes, uno de ellos inteligencia artificial, con escenas sencillas pero algunas para la historia; la mejor de todas protagonizada por Oscar Isaac y su fembot esclava.

 

¿Por qué debo verla? Si me gusta la ciencia ficción y/o los thriller psicológicos. (disponible 17 de abril)

 

 

 

What We Do in the Shadows

 

Director: Taika WaititiJemaine Clement
Año: 2014

 

En 5 líneas esta película:

Es un falso documental sobre vampiros

Es bastante ocurrente

Es un giro al género de los vampiros

Es de comedia seca

Puede resultar anticlimática

 

  

 

Taika Waititi es un director y actor neozelandés que últimamente lo vemos hasta en la sopa. What We Do in the Shadows es su cuarta película, aunque las primeras tres son poco conocidas. No obstante la atención que generó con esta película, y su subsecuente, Hunt for the Wilderpeople, lo llevaron hasta el timón del blockbuster de Marvel Thor: Ragnarok. El estilo de Waititi es una comedia sutil, sin demasiadas señales de que “toca reírse”, por lo que se deja en manos del espectador decidir cuando soltar la carcajada, o bien disfrutar de la comedia en silencio. Es el caso de What We Do in the Shadows, sobretodo porque está filmada en el estilo del falso documental. En el peor de los casos, la película es una mirada fresca al género, con buenos momentos dentro de la mitología clásica y algunas referencias épicas.

 

¿Por qué debo verla? Si me gustan los mockumentaries o soy fan del género de los vampiros. (play)

 

 

 

Inside Llweyin Davis

 

Director: Hermanos Coen
Año: 2013

 

En 5 líneas esta película:

Es de drama

Tiene un gran elenco

Tiene buen guion

Tiene buen soundtrack

Es suave pero punzante

 

    

 

Ya se ha dicho antes en este espacio: en cuanto a la mejor película de los hermanos Coen siempre habrá debate, y por lo general hay un selecto grupo del cual escoger la top, pero de ahí se abre al gusto personal de cada quien. Inside Llewyn Davis es comúnmente considerada como la mejor (pero no me atrevo a decir que es la mejor). ¿La razón? Tal vez por la sutileza con la que los hermanos Coen despliegan su estilo, el cual a veces puede ser irreverentemente o intenso. En esta producción vemos a un Oscar Isaac a la deriva (mostrándonos lo bien que canta), tratando de levantar su vida, pero topándose con nuevos obstáculos; algunos sorpresa, algunos creados por él mismo. El resultado es una película de cadencia suave, técnicamente perfecta, acompañada de música folk y un sabor de boca de mucho que pensar sobre lo que acabamos de ver.

 

¿Por qué debo verla? Si me gustan los dramas sencillos o si soy fan de los hermanos Coen (o quiero ser). (play)

 

 

 

Frank

 

Director: Lenny Abrahamson
Año: 2014

 

En 5 líneas esta película:

Es de drama y comedia

Tiene un gran elenco

Tiene buen guion

Tiene un soundtrack épico

Es una historia triste pero para sentirse bien

 

    

 

Para mí, hay muchas maneras de describir Frank, una de ellas es Sing Street para gente que sabe de música, otra puede ser la mejor actuación de Michael Fassbender, pero yo la dejaría como un musical de rock con el balance perfecto. ¿Por qué me refiero a ella así? La película trata sobre una banda de rock, con un peculiar vocalista, llamado Frank, quien además de ser el líder artístico de la banda, lleva puesta a toda hora una cabeza de papel maché. El guion nos introduce al mundo de esta extraña banda a través de un neófito tecladista (Domhnall Gleeson), que por azares del destino acaba supliendo a un integrante de la banda. A través de él, empezamos a armar el rompecabezas de quién es Frank y cuál es su lugar en este mundo, rompiéndonos el corazón en el transcurso, pero brindándonos un disco completo de música original. Frank tal vez no es para todos, ya que es una película un poco extraña con personajes muy extraños, pero su humanidad (y su música) es algo que seguramente va a conectar con todos.

 

¿Por qué debo verla? Si tengo ganas de un sólido drama/comedia, o me gusta el rock indie. (play)

 

 

 

 

add_filter( 'the_title', 'max_title_length');